Los mejores sistemas de seguridad industrial

Las instalaciones industriales son lugares complejos de proteger. Necesitan los mejores sistemas de seguridad industrial que deben ser como un traje a medida. Los factores que influyen en la seguridad cambian de un sitio a otro. Las medidas de seguridad de una planta industrial nunca son iguales a las de otra. Pueden ser parecidas, pero siempre habrá aspectos que la diferencien: el ámbito geográfico de la industria, la climatología o la presencia de riesgos específicos, como el riesgo de incendio, por ejemplo, hacen que necesiten una labor de ingeniería y consultoría previa adecuada a la instalación concreta.

En este artículo vamos a hablar de cuáles son los mejores sistemas de seguridad industrial y de los diferentes entornos industriales que requieren medidas de seguridad específicas.

Entornos industriales que hay que proteger

Todas las industrias que vamos a detallar en este apartado necesitan un servicio de consultoría de seguridad avanzado porque se trata de entornos con muchas amenazas, a veces, con situaciones críticas de seguridad. La consultora de ingeniería debe hacer una labor exhaustiva de diseño y planificación de las instalaciones de seguridad.

También hay que tener en cuenta que algunas de estas industrias están reguladas por una normativa de seguridad industrial estricta que hay que contemplar a la hora de diseñar el sistema de seguridad. La seguridad industrial es necesaria en todos estos ejemplos:

Plantas petroquímicas

Son entornos amplios que necesitan de un sistema avanzado de seguridad perimetral, un sistema de control de accesos y además de una vigilancia presencial y una buena CRA. En ellas confluye también una necesidad específica de protección en entornos de atmósferas explosivas (zonas ATEX) puesto que existe un riesgo potencial de sufrir explosiones.

Fábricas de automóviles

Las fábricas de automóviles son espacios muy amplios donde hay que realizar una ingeniería de sistemas de seguridad perimetral e interior. También es importante establecer medidas de control de acceso y, prevenir robos y espionaje industrial.

Piscifactorías

Son espacios grandes en lugares aislados y con fácil acceso si no se crea un buen perímetro de seguridad. Los robos en este tipo de plantas son frecuentes si no se adoptan medidas.

Plantas eléctricas

Las estaciones, subestaciones eléctricas y los centros de producción de energía son entornos críticos en cuanto a la seguridad. Existe riesgo para las personas y son susceptibles de sufrir robos y sabotajes que pueden causar un grave perjuicio a las empresas y a la economía.

Plantas de generación de biodiesel

Al igual que ocurre con las petroquímicas, son entornos con necesidades de equipos de protección ATEX.

Estaciones depuradoras y de abastecimiento

Son plantas vitales para la salud de las personas y para el medioambiente. También están en entornos remotos y aislados. Y son susceptibles de sufrir actos de sabotaje que pueden tener consecuencias dramáticas.

Almacenes de explosivos

Requieren unas medidas muy estrictas de seguridad, igual que en petroquímica, nos encontramos con entornos ATEX. El robo y el sabotaje de estas instalaciones pueden tener consecuencias desastrosas.

Centros de Procesamiento de Datos

Los CPD son instalaciones críticas para las empresas. Toda la información está ahí centralizada. Son instalaciones que nunca se pueden quedar sin vigilancia ni sin sistemas de protección contra incendios. Una destrucción de un CPD puede suponer la paralización completa de una empresa o de una administración.

Estaciones de telecomunicaciones

Son vitales para nuestra sociedad. Es necesario prevenir cualquier posible sabotaje o ataque terrorista que dejaría incomunicados a una parte del territorio. Muchos servicios esenciales como internet podrían dejar de funcionar.

Instalación y mantenimiento de las alarmas de seguridad industrial

Es necesario contar con una empresa acreditada y especializada en la instalación de sistemas de seguridad para industria que cuente con el personal especializado y que sepa desarrollar su trabajo en los entornos más complejos. Las situaciones pueden ser muy diferentes como hemos visto más arriba. Estas empresas deben saber proteger una planta de energía en el desierto, un depósito de explosivos o municiones o un parque solar.

Las medidas de seguridad en este tipo de infraestructuras  que prestan servicios críticos no se pueden dejar al azar. Los potenciales daños pueden ser desastrosos para los bienes y para las personas, y pueden paralizar a una empresa o institución completamente.

Para garantizar la seguridad de estas industrias, tenemos a nuestra disposición diferente medios técnicos que, con un correcto diseño e instalación, previenen los posibles daños de intrusiones o de accidentes:

  • Detectores perimetrales.
  • Circuito Cerrado de Televisión (CCTV) con visión nocturna.
  • Sensores de valla.
  • Análisis inteligente de vídeo mediante software especial.
  • Control de accesos.
  • Protección Contra Incendios.

 

Para la seguridad industrial, tan importante como el diseño y la instalación es el correcto mantenimiento de las mismas. El mantenimiento puede ser correctivo—se reparan o sustituyen los elementos que han dejado de funcionar— o preventivo —se hacen las labores de revisión necesarias para que el equipo se mantenga activo—.

No hay plan de seguridad que no implique un plan de mantenimiento. Este se debe dejar en manos de empresas especializadas, que cuentan con la experiencia y los suministros necesarios para asegurar que la instalación de seguridad cumple sus funciones.

La importancia de la central receptora de alarmas (CRA)

Es el tercer pilar de la seguridad. Tenemos una instalación de seguridad capaz de detectar intrusiones, incidentes o ataques, pero necesitamos que la información llegue a las manos correctas para que pueda activar el protocolo de seguridad correspondiente. Esto lo conseguimos con la central receptora de alarmas (CRA).

Además esta CRA debe estar especializada en la vigilancia de espacios industriales como los que aquí hemos visto, y deber saber analizar y priorizar todas las señales que el sistema de vigilancia perimetral pueda emitir.

En este tipo de entornos se producen muchas falsas alarmas, pero es necesario saber detectarlas y priorizarlas. También se dan alarmas reales que necesitan una rápida respuesta. Y, finalmente, incidencias técnicas que hay que tratar correctamente porque si un equipo de deja de estar operativo tenemos una posible brecha de seguridad.

La CRA será quien se ocupe de alertar a las fuerzas de seguridad, a los vigilantes presenciales o al cliente cuando sea necesario.

La eficacia de la CRA es fundamental para que los mejores sistemas de seguridad industrial funcionen como un reloj.

Sin Comentarios

Publicar un comentario

This website uses its own and third-party cookies to analyze your browsing and offer a more personalized service and advertising according to your interests. Continue browsing implies the acceptance of our Cookies Policy. +info

Los ajustes de cookies de esta web están configurados para "permitir cookies" y así ofrecerte la mejor experiencia de navegación posible. Si sigues utilizando esta web sin cambiar tus ajustes de cookies o haces clic en "Aceptar" estarás dando tu consentimiento a esto.

Cerrar