Sistemas de seguridad para hospitales

Los centros hospitalarios son lugares donde diariamente pasan cientos, incluso miles de personas, a sus instalaciones. Pacientes, visitantes, personal médico, auxiliar… Todo ello implica que los riesgos sean elevados y deban ser controlados de diferentes formas. Los sistemas de seguridad para hospitales deben reunir los medios técnicos y humanos que garanticen un entorno seguro y sean capaces de identificar y resolver los riesgos existentes tanto al edificio como a las personas, posesiones, equipamiento y ficheros de datos de información. Y todo al mismo tiempo, veamos cómo puede hacerse.

Por qué es importante la seguridad en los hospitales

Los diferentes sistemas de seguridad para hospitales no solo son fundamentales para evitar los riesgos inherentes a centros donde se encuentran muchas personas, ni para proteger el propio edificio o los objetos e información que haya dentro. Va mucho más allá.

Un hospital es considerado un centro de relevante importancia para el funcionamiento de una sociedad. Y como tal, pertenece a un grupo de infraestructuras denominadas esenciales en un país, como pueden ser sus sistemas de transporte, centrales energéticas, bancos, servicios de la administración, etc.

Por ello, forma parte de la seguridad en infraestructuras críticas de un país, con la salvedad de que, para su protección, deben tomarse en cuenta que son edificios de pública concurrencia y con una elevada tasa de tráfico de personas diario. Por lo tanto, no solo se trata de proteger una construcción y lo que haya dentro, sino que, además, es esencial para los servicios públicos de una nación.

Tipos de dispositivos a emplear

Los encargados de los sistemas de seguridad para hospitales tienen a su disposición diferentes herramientas con las que pueden garantizar la seguridad de las personas y objetos que se encuentran en estos centros. Su elección dependerá de un análisis previo de los riesgos y situaciones que pueden plantearse en cada recinto.

Estos son los sistemas de seguridad para hospitales más empleados:

  • Circuito cerrado de televisión (CTTV): fundamental para poder vigilar las diferentes áreas de un edificio.
  • Control de accesos: diferentes sistemas encaminados para filtrar el paso en diferentes zonas del hospital. Pueden ser desde presenciales, ubicados en las entradas con vigilantes de seguridad, o automáticos con esclusas o incorporación de modernas tecnologías como la biometría. La elección de un tipo u otro dependerá de las condiciones de seguridad impuestas en la zona a restringir.
  • Sistemas de alarma: detectan diferentes hechos como pueden ser la presencia de personas o concentraciones elevadas de ciertos gases, humo, fuego o fuga de sustancias.
  • Monitorización de pacientes o zonas de riesgo: utilizados en áreas especiales donde se prevea un riesgo especial en las personas, como pueden ser en zonas infantiles, área geriátrica o zonas psiquiátricas.
  • Sistemas de comunicación de emergencia: permiten dar una respuesta a tiempo y proporcionan información en tiempo real en el caso de una amenaza. Pueden integrar elementos de vídeo, audio o captación de imágenes para posibilitar el dar una respuesta rápida a la emergencia detectada.

Amenazas y sistemas de seguridad por zonas para hospitales recomendados

En líneas generales, los riesgos más comunes a los que un hospital se ve expuesto son el vandalismo por personas ajenas, el hurto tanto por empleados como por visitantes, y amenazas contra el personal y contra los pacientes.

Para contrarrestar todo esto, deben emplearse diferentes sistemas de seguridad para hospitales en función del área a vigilar. Estos son los recomendados por zonas:

  • Urgencias: sistemas de alarmas, control de accesos y CCTV (circuitos cerrados de televisión). Todo ello para detectar intrusiones, gases, humo o incendios.
  • Almacén de farmacia: el riesgo más habitual es el hurto, esto puede evitarse instalando un sistema de alarmas o un control de acceso con esclusa.
  • Área infantil: control de acceso y CCTV, necesarios para garantizar la seguridad de los pacientes menores, sobre todo en casos de secuestro infantil.
  • Zonas en pacientes de libertad vigilada: en estas áreas se debe de prestar una atención especial. Para ello se recomienda la instalación de una recepción y sistemas de vigilancia con centro de control capaz de posibilitar el cierre o apagado de los ascensores.
  • Cuartos de mantenimiento: controles de acceso, custodia de llaves y un sistema de retardo de salida.
  • Área de rayos: controles de material tecnológico y de acceso.
  • Laboratorios: sistema de alarmas, CCTV y controles de acceso.
  • Zona psiquiátrica: control de acceso con servicio de seguridad y esclusas para evitar fugas y agresiones por parte de los pacientes.
  • Planta geriátrica: control de acceso, de ascensores, de errantes, localizadores de pacientes y alarmas buscapersonas.
  • Despachos médicos: sistema de alarmas y control de accesos.
  • Depósito de cadáveres: sistema de alarmas, de videovigilancia y control de accesos.
  • Archivos: Sistemas de alarma y control de accesos.
  • Recintos informáticos: sistema de alarmas y control de accesos.
  • Aparcamientos: control de acceso de vehículos (lectores de matriculas), control de plazas y videovigilancia.
  • Zona de residuos: este es un área especialmente sensible, ya que puede haber residuos tóxicos o potencialmente peligrosos. Deben instalarse sistemas de control de accesos a personal autorizado, de apertura de contenedores y si existen riesgos de almacenaje de basuras contaminantes, se requerirán servicios de vigilancia, CCTV y de entrada.

Los sistemas de seguridad para hospitales deben reunir los medios técnicos y humanos que garanticen un entorno seguro

Sistemas de seguridad en grandes recintos de Microsegur

En Microsegur aplicamos los sistemas de seguridad más avanzados del mercado adaptados al tipo de recinto. Analizamos y estudiamos los riesgos existentes en función de las posibles amenazas que se puedan dar en cada entorno para prescribir la mejor solución en cada caso.

Estamos especializados en seguridad en diferentes tipos de infraestructuras críticas como plantas eléctricas, industriales, refinerías, centrales nucleares, almacenes de explosivos, centros de procesamiento de datos y hospitales, entre otras.

Todas nuestras instalaciones de seguridad ofrecen medios específicos que cumplen con todos los requisitos que imponen las diferentes normativas. Proponemos soluciones innovadoras empleando los mejores y más modernos métodos tecnológicos como detectores perimetrales, circuitos de televisión, control de accesos y software de inteligencia artificial, entre otros.

Tanto nuestros medios humanos como técnicos están a la vanguardia para proveer los diferentes sistemas de seguridad para hospitales y poder contribuir así, a la creación de entornos seguros tanto para las personas como para los objetos. Póngase en contacto con nosotros para informarse de cómo podemos contribuir a mantener sus instalaciones exentas de riesgos y amenazas.

 

 

 

Sin Comentarios

Publicar un comentario

This website uses its own and third-party cookies to analyze your browsing and offer a more personalized service and advertising according to your interests. Continue browsing implies the acceptance of our Cookies Policy. +info

Los ajustes de cookies de esta web están configurados para "permitir cookies" y así ofrecerte la mejor experiencia de navegación posible. Si sigues utilizando esta web sin cambiar tus ajustes de cookies o haces clic en "Aceptar" estarás dando tu consentimiento a esto.

Cerrar