Luz infrarroja para cámaras de seguridad

Las cámaras de seguridad infrarrojas o cámara térmica son uno de los elementos más importantes en un sistema de seguridad y videovigilancia, ya que son capaces de grabar por la noche con un buen nivel de calidad.

Cuando se instala un sistema de videovigilancia se deben cumplir con una serie de aspectos cómo el área a cubrir, el alcance de una cámara de seguridad, las grabaciones por la noche o su ubicación interior o exterior, entre otros. Las cámaras de seguridad infrarrojas son ideales para utilizar en seguridad, pues sus características se adaptan a los requisitos necesarios de estos dispositivos en la mayoría de los casos.

Luz infrarroja: Qué es

La luz infrarroja oscila a una frecuencia diferente a la de la luz normal haciendo que sea imperceptible al ojo humano que solamente es capaz de detectar luz entre los 400 y 700 nm de longitud de onda. El color rojo es el que tiene la longitud de onda más larga que puede ver el ojo humano por eso a esta luz se le llama infrarroja, o por debajo del rojo.

Todos los cuerpos emiten un tipo de radiación, independientemente de la existencia de otro tipo de luz. Estas emisiones permiten identificarlos y obtener información como su temperatura.

La luz infrarroja proviene de la industria militar y es utilizada para la visión nocturna. Esta tecnología se ha aplicado con el tiempo a otros campos, y hoy en día es habitual que se utilice en muchos dispositivos como, por ejemplo, los mandos de los televisores o las cámaras de seguridad para visionado nocturno.

Qué es una cámara de seguridad infrarroja

La luz infrarroja para cámaras de seguridad hace uso de la energía térmica que desprenden los objetos y personas para poder visualizar imágenes, aunque no exista otra fuente de luz. Por eso son utilizadas para grabar en condiciones de baja luz ambiental o incluso de noche.

Con el paso del tiempo, el uso de la luz infrarroja en cámaras de seguridad ha ido mejorando, presentando hoy en día unas altas prestaciones para tomar fotos o grabar un vídeo de calidad durante el día y por la noche.

Muchas veces surge la duda de por qué mi cámara parpadea por la noche y si es un indicativo de que algo no está funcionando bien o no está grabando. En el anterior enlace aclaramos todas esas dudas.

Cómo funciona una cámara de luz infrarroja

Una cámara infrarroja mide el calor o energía infrarroja de los objetos que están dentro de su campo de visión. Estos datos que obtiene los convierte en una imagen electrónica que muestra la superficie de los objetos según su temperatura.

Cuáles son las características de las cámaras infrarrojas

Las principales características que poseen las cámaras actuales que utilizan rayos infrarrojos son:

  • Capturan imágenes térmicas de gran calidad y nitidez, pudiendo llegar a los 76 800 píxeles.
  • Utilizan sistemas ópticos intercambiables.
  • Pueden incluir un enfoque automático y manual.
  • Incorporan tecnología para poder adaptarse de forma inmediata a los cambios bruscos de luz.
  • Posees un gran angular que les permite abarcar una zona más amplia de visión.
  • Incluyen sistemas independientes de giro para el cabezal óptico y la pantalla pudiendo así lograr una mejor visualización.

Luz infrarroja para cámaras de seguridad

Por qué utilizar cámaras de seguridad infrarrojas

Las cámaras de seguridad con luz infrarroja cada vez son más habituales en los sistemas de seguridad y videovigilancia, ya que aportan muchos beneficios a la hora de controlar y vigilar las zonas donde se instalan en todo momento.

Las ventajas de usar una cámara infrarroja son:

Graban por la noche

Durante la noche se producen la mayoría de robos y actos delictivos contra empresas o particulares porque la oscuridad es un gran aliado de los ladrones o delincuentes para ocultar sus actividades.

Con una cámara infrarroja de seguridad se pueden obtener imágenes de calidad incluso por la noche, incrementando el nivel de seguridad y control cuando no hay luz natural o artificial en una zona.

Con este tipo de cámaras se incrementa la eficiencia a la hora de detectar intrusiones en espacios con poca luz o carentes de iluminación.

Se integran con otros dispositivos de seguridad

Las cámaras de seguridad infrarrojas se integran con otros dispositivos para implementar un sistema de vigilancia y seguridad más robusto y eficiente. Con el uso de herramientas de software avanzadas se puede hacer uso de las imágenes de este tipo de dispositivos para detectar personas o vehículos, generar informes automáticos y otras funciones interesantes para la seguridad.

Con el uso de herramientas inteligentes se pueden estudiar las imágenes infrarrojas y detectar el tipo de amenaza, disminuyendo el número de falsos avisos o alertas de seguridad.

Alto grado de sensibilidad

Este tipo de cámaras pueden detectar objetos, aunque su temperatura sea muy baja. Su alto grado de sensibilidad les permite captar temperaturas de objetos que se encuentren incluso cerca de los 0 grados centígrados. De esta manera se pueden utilizar para captar imágenes incluso si la temperatura del ambiente es muy baja porque todo objeto emite radiación en forma de calor.

No tienen limitaciones visuales

Los objetos que se interponen entre los intrusos y la cámara como pueden ser árboles, rejas o similares no son un impedimento para este tipo de cámaras, ya que detectan el calor que emiten los cuerpos y, por lo tanto, detectarán la intrusión.

Reducción de costes

Este tipo de cámaras también graban durante el día o con luz artificial, por lo que no se requieren de otros dispositivos diferentes para complementar la vigilancia nocturna.

Si uso también disminuye la necesidad de disponer de personal de seguridad que haga presencia física en las zonas de baja visibilidad, con el consiguiente ahorro de costes.

El uso de la luz infrarroja en cámaras de seguridad ha significado una mejora en los sistemas de videovigilancia, permitiendo que se puedan monitorizar ahora las zonas que no disponen de luz artificial durante la noche.

Las cámaras infrarrojas ofrecen unas prestaciones muy superiores a las de cámaras convencionales cuando las condiciones son más difíciles, como durante la noche, en zonas internas con poca luz o incluso cuando falla la luz artificial (por un corte accidental o intencionado).

 

 

 

Sin Comentarios

Publicar un comentario

This website uses its own and third-party cookies to analyze your browsing and offer a more personalized service and advertising according to your interests. Continue browsing implies the acceptance of our Cookies Policy. +info

Los ajustes de cookies de esta web están configurados para "permitir cookies" y así ofrecerte la mejor experiencia de navegación posible. Si sigues utilizando esta web sin cambiar tus ajustes de cookies o haces clic en "Aceptar" estarás dando tu consentimiento a esto.

Cerrar